preparativos viaje

Un viaje a la India necesita de mucha planificación, ya que normalmente se trata de mínimo de dos a tres semanas en un país del tamaño de un subcontinente y con una cultura y una gestión del tiempo muy diferentes a las nuestras. A continuación os dejo un resumen de todas las cosas básicas a tener en cuenta antes de salir:

Documentación

  • Pasaporte: deberá tener una antigüedad de al menos 6 meses.
  • Visado: el más solicitado es el de turista, que puede realizarse online. El e-Tourist Visa tiene una validez de 30 días a partir del día en que aterricemos en el país y sólo permite una única entrada y dos solicitudes por año.
  • Documentación: es aconsejable llevar fotocopias del pasaporte, visado y reservas de viaje separadas de los originales, para disponer de ellas en caso de robo o pérdida. Así como también tener una copia en digital en el correo electrónico, drive, dropbox, teléfono y que alguna persona de confianza tenga una copia en caso de no poder acceder al móvil.
  • Registro de viajeros: antes de viajar al extranjero, sobre todo si son países fuera de Europa, es preferible registrarse en el MAEC para facilitar la atención en caso de situaciones de emergencia o necesidad.

Vacunas y Salud

No es necesaria ninguna vacuna especial, salvo que se proceda de áreas afectadas por la fiebre amarilla, en cuyo caso es obligatoria. Están recomendadas las de la hepatitis A y B, tétanos, cólera y fiebres tifoideas (esta última es un tratamiento en pastilla). Si ya habéis viajado en otras ocasiones al sudeste asiático, probablemente ya las tengáis puestas, por lo que si ya os habéis vacunado antes del viaje y luego os habéis dado la dosis de recuerdo 6 meses después, ya no es necesario volver a pasar por el calvario de la aguja, ya que estaréis protegidos de por vida (¿suena bien no?).

Lo mejor es informarse a través de la web del Ministerio de Sanidad, que explica cuáles son las necesarias por países, así como de los Centros de Vacunación Internacional en el que tendremos que pedir cita con un mes de antelación.

En general, en India las condiciones sanitarias son deficientes, y aunque en las grandes ciudades es posible recibir asistencia médica decente en los hospitales privados, se os exigirá el pago por adelantado y no es nada barato.

Lo mismo sucede con los medicamentos, así que es mejor llevar un botiquín con aquellas medicinas que tomamos diariamente o de aquellas básicas como antiinflamatorios, analgésicos, protector de estómago, Fortasec para las diarreas y algún repelente antimosquitos (en la India está muy extendido el de la marca Odomos, aunque también es válido el Relec o similar). También es recomendable meter unos tapones para los oídos (ya que India es un país muy ruidoso).

Por ello es muy útil llevar un seguro de viaje que se encargue de todos estos gastos en caso de ser necesario. Por ser lectores del blog, podéis contratarlo con un 5% de descuento pinchando aquí, lo cual no viene mal, y además con atención en español.

Moneda

En India se usa la Rupia India (INR), que equivale a 0,013 eur. Para hacerse una idea más sencilla, 1 euro son aproximadamente 80 rupias. Es recomendable llevar algo de dinero en metálico y cambiar lo mínimo en el aeropuerto, ya que siempre ofrecen peor cambio que en la ciudad.

Si tenéis una tarjeta tipo Revolut o Bnext, aprovechad para procuraremos pagar todo lo que podáis con ella, o sacar de los cajeros automáticos, tal y como indicamos en el post sobre recomendaciones sobre el cambio de dinero en los viajes.

El tiempo

El clima de la India se divide en tres estaciones: una de temperaturas moderadas y sin lluvias, que va de octubre a febrero; otra calurosa de marzo a junio; y la de lluvias monzónicas y menos calor, que se extiende de junio a septiembre.

Ropa

Dependerá de la estación en la que viajemos, en este caso, dado que voy en diciembre, la temperatura aproximada por el día es de 21-24ºC, con lo que la ropa de verano será la más adecuada, y una chaqueta o abrigo para la noche, ya que la temperatura baja hasta unos 10-12º C.

Es recomendable incluir en la mochila un pañuelo tipo braga de cuello para proteger la cabeza del sol y por la polución, ya que las ciudades indias tienen un nivel de contaminación bestial. El calzado cómodo cerrado es muy necesario en ciertas zonas de ciudad donde el suelo está (hablando claro) lleno de mierda, humana y animal, literalmente, así que es bueno que nuestros pies no toquen la suciedad. También es muy útil llevar un sarong o fulard grande para utilizarlo como manta en los trenes o para cubriros los hombros y la cabeza en los templos.

Aunque vayamos a hoteles «decentes» y no a hostels, los estándares de limpieza distan mucho de ser como los europeos, por lo que es recomendable comprar un saco sábana y meterse dentro de él cuando vayamos a dormir para evitar picaduras de pulgas o chinches. Cuestan unos 7€ y además ocupan poco espacio y poco peso en la mochila, con lo que son una buena opción.

Enchufes

Los enchufes en India son de  tipo C (el Europeo), D y M, puedes verlos aquí. Yo por si acaso siempre llevo un adaptador universal, que es un poco voluminoso pero muy útil en este caso.

Diferencia horaria con España

+ 3,5 horas (entre marzo y septiembre)
+ 4,5 horas (entre octubre y febrero)

Aplicaciones útiles

En la app maps.me podréis descargaros el mapa de las ciudades que vais a visitar, de esta forma podréis acceder a ellos sin conexión a internet. Con Ixigo y Cleartrip podréis reservar vuestros billetes de tren, lo cual os ahorrará mucho tiempo de ir preguntando de taquilla en taquilla y rellenar un montón de papeleo.

XE Currency os permite convertir cualquier divisa del mundo, algo especialmente interesante cuando se visitan países del sudeste asiático (recuerdo mis líos mentales con las rupias en Indonesia) y también podéis usarla offline.

Seguridad

En la medida de lo posible podemos evitar problemas si cumplimos ciertas normas de sentido común cuando se visita un país extranjero tan distinto al nuestro. A la hora de caminar por la calle, es aconsejable no permanecer en zonas poco transitadas, especialmente por la noche.

Si nos encontramos en lugares con mucha aglomeración (estaciones, mercados…), tendremos que vigilar nuestras pertenencias para evitar robos, especialmente el pasaporte. En el caso de que esto suceda conviene interponer una denuncia, ya que si se tiene contratado un seguro de viaje se puede recuperar el dinero al volver a nuestro país de origen.

A tener en cuenta también que se producen timos dirigidos específicamente a los turistas extranjeros: sobrecarga en el precio de servicios locales, cargos no autorizados en tarjetas de crédito, decir que nuestro hotel está cerrado o no existe para llevarnos al de un amigo, etc. En las ciudades más grandes existe una policía turística que presta asistencia y recibe denuncias sobre los servicios o establecimientos que hayan intentado timar a los visitantes extranjeros.

Con respecto a los souvenirs, hay que prestar atención a los tejidos de los chales, ya que algunos como el Shahtoosh está realizado con piel de antílope tibetano, y tanto la tenencia como la adquisición del mismo es un delito grave. En cuanto a las pashminas, hay que asegurarse de que tengan la calidad que aparentemente nos están vendiendo.

 

¿Crees que me he dejado algún otro preparativo antes de viajar a la India?  ¡Déjame un comentario! Me encantará leerte y me ayuda a seguir mejorando 😉

    • Hola!!

      Esa documentación de la que hablas creo que es el certificado ETA (Electronica Travel Authorization), que efectivamente se puede hacer online, como indico en el post: cómo sacarse el visado online a india A la documentación a la que me refería era a tener una copia digital de nuestros pasaportes, dni, carnet de conducir, etc, pero tampoco es mala idea llevar una copia del visado, muchas gracias por el apunte!! 😉

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.