brujas

Fundada en el siglo XI alrededor de una fortaleza del siglo IX, Brujas es una de las ciudades medievales mejor conservadas del mundo y la más visitada de Bélgica por delante de Bruselas con más de 3 millones de viajeros al año paseando por sus empedradas calles. Capital de la región de Flandes Occidental y Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde el año 2000, es comparada con Venecia por su red de canales.

Su nombre proviene del noruego antiguo «Bryggia» y en el idioma flamenco «Brug» significa puente, y en esta ciudad existen gran cantidad de ellos, aunque la traducción al español tiene poco que ver con esta denominación… Está a sólo media hora de Gante en tren y a una hora de Bruselas, y además su tamaño la hace perfecta para una visita de un día desde cualquiera de estos dos lugares.

Podéis acceder a ella mediante tren (unos 14€) o en bus (8€). Yo personalmente prefiero el autobús, porque te deja justo donde el parque Minnewater. Os cuento a continuación lo que no os debéis perder de esta encantadora ciudad:

Parque Minnewater

Minnewater

El autobús de Flixbus tiene su parada delante de este maravilloso parque, cuyo nombre significa Lago del Amor. Se encuentra situado al sur del Bengijnhof, donde antiguamente se hallaba el puerto y consta de un camino señalizado con rutas para conocer lo más importante de la ciudad mientras se pasea. El lago surgió durante el siglo XIII como un depósito para controlar el nivel de agua de los canales. Hay varias construcciones y lugares de gran belleza imprescindibles:

  • Castillo de la Faille: un pequeño castillo gótico que data de 1893.

Poertoren

  • Poertoren: es un antiguo depósito de municiones o torre de pólvora construido en 1401.
  • Minnewaterkliniek: un antiguo hospital de estilo neogótico que fue inaugurado en 1892.

Sashuis

  • Sashuis (casa de la esclusa): construida en 1519 con el fin de controlar el nivel de agua de los canales, cesando su actividad en 1970.

Begijnhof

Begijnhof-01

Se trata de un beaterío del siglo XIII donde vivieron las beguinas (viudas y huérfanas de los cruzados), que se concentraban en estas comunidades dedicadas a cuidar de los desamparados, al bordado de encajes y a la oración, pero sin pertenecer a ninguna orden religiosa y sin ningún tipo de custodia masculina.

Begijnhof-02

Hoy en día viven hermanas de la Orden de San Benedito y mujeres solteras de Brujas.

Museo Memling

Al salir del begijnhof cruzando un precioso puente y siguiendo recto hacia la Mariastraat se llega al Museo Memling, ubicado en el antiguo hospital de Sint-Jan. Aquí se guardan 6 pinturas del siglo XV de Hans Memling, uno de los famosos primitivos flamencos.

Aquí están el tríptico de La adoración de los magos, el retablo de San Juan Bautista y San Juan Evangelista, El lamento de Cristo, o el Santuario de Santa Úrsula (donde se conservan las reliquias de la santa) y se dice que fueron pintados en el propio hospital, cuando el pintor fue atendido aquí tras participar como soldado en una batalla durante el siglo XV.

Además de las pinturas, también se pueden recorrer las antiguas salas del hospital, el jardín donde cultivaban plantas medicinales y su botica. Abre de martes a domingo de 09:30 a 17:00 y el precio de la entrada es de 8 €.

Iglesia de Nuestra Señora (Onze Lieve Vrouwekerk)

Onze-Lieve-Vrouwekerk

En la misma calle que el anterior se encuentra la Iglesia de Nuestra Señora, cuyo campanario es la construcción más alta de Bélgica con sus 122 metros y una de las mayores del mundo. Se construyó en el siglo XIII en el lugar que ocupaba una iglesia románica anterior y en su interior se encuentra una escultura de mármol blanco conocida como la Madonna de Brujas, creada por Miguel Ángel alrededor de 1504.

Se puede visitar una parte de forma gratuita en horario de lunes a sábado de 09:30-17:00 y domingos de 13:30-17:00 y el museo tiene un coste de 6€, aunque debido a las obras de restauración que actualmente (marzo 2019) se están llevando a cabo muchas obras están cubiertas y no se podrán ver, por lo que la entrada se reducirá de precio.

Grote Markt

grote-markt-03

Desde la Iglesia de Nuestra Señora por Mariastraat se llega a la plaza de Markt, una de las imágenes más famosas de la ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. En la Edad Media ejercía como mercado de la lana y cumpliendo también una función administrativa, pues las leyes se promulgaban allí convocando a los ciudadanos mediante las campanas. Hoy en día sigue teniendo un mercado local los miércoles por la mañana con puestos de productos artesanales como quesos, embutidos, chocolate, flores, etc.

grote-markt-02

Allí podemos ver las antiguas casas gremiales medievales, con sus fachadas de colores que albergan cafeterías y restaurantes llenas de turistas, así como también observaremos el Palacio de la Provincia o Landhuis, un edificio neogótico del s.XIX dedicado en su día al comercio de paños.

Landhuis-01

El centro de la plaza está presidido por una escultura que recuerda a los héroes Jan Breydel y Pieter De Koninck, que lucharon contra las tropas francesas en el siglo XIV.

belfort-01

En el edificio de las Hallen (antiguos mercados del siglo XIII) se eleva el Belfort o campanario de Brujas, que puede verse casi desde cualquier punto de la ciudad gracias a sus 83 metros de altura. Originalmente había en su lugar una torre de madera levantada en 1240 que albergaba el mercado de la lana y los archivos de la ciudad, pero fue destruida en un incendio, siendo sustituida por una estructura más sólida y duradera.

Servía esencialmente como torre de vigilancia para detectar incendios en la ciudad y las plantas inferiores tenían una finalidad comercial, ya que allí los artesanos comercializaban sus productos.  Las leyes y reglamentos de la ciudad se proclamaban desde el balcón situado sobre la puerta de entrada delante de los ciudadanos, convocados por las campanas del campanario.

Para acceder a la parte más alta hay que subir nada menos que 365 escalones, pero a cambio se obtienen las mejores vistas de la ciudad. Abre de lunes a domingo de 09:30-18:00 y cuesta 12€.

Burg

Es la otra gran plaza de la ciudad a la que se llega por la Breidelstraat que hará las delicias de los amantes de la arquitectura, puesto que podrán disfrutar de construcciones de diferentes estilos que se han ido erigiendo a lo largo de más de mil años de historia.

Basílica-de-la-Santa-Sangre

Allí está la Basílica de la Santa Sangre, cuya capilla inferior de estilo románico del siglo XII es el edificio más antiguo que se conserva en Brujas. Se puede visitar de forma gratuita, aunque el acceso al museo es de pago (creo que unos 3€). Cuenta la historia que, como su propio nombre indica, aquí se encuentra nada más ni nada menos que la sangre de Cristo. Existen diversas historias sobre su origen, aunque la más extendida es la que dice que la reliquia (una ampolla que contiene un trozo de tela con restos de sangre) viajó desde Jerusalén en el siglo XII junto al Conde de Flandes, que la ofreció como obsequio a la ciudad.

Es mostrada al público todos los días a las 14:00 horas, cuando los visitantes pueden acercarse a verla e incluso tocarla, y mientras tanto se guarda en un valioso relicario con incrustaciones de piedras preciosas. El Día de la Ascensión, la reliquia es paseada en procesión por la ciudad.

Stadhuis

Otro edificio muy característico del Burg es el Ayuntamiento o Stadhuis, el ayuntamiento más antiguo de Bélgica, cuya fachada data de finales del s. XIV. Destacan las tres torres de su fachada, así como las numerosas esculturas y escudos que la cubren. En su interior destaca la Sala Gótica, una sala ricamente decorada en la que llama la atención su bóveda de madera suspendida en el aire.

gerechtshof--01 callejon-del-burro-ciego-02

Otro imprescindible es el Palacio de la Justicia o Gerechtshof, del s. XVI, cuya fachada llama rápidamente la atención de los viandantes por sus llamativas estatuillas doradas. Tuvo que ser ampliando en el año 1727, construyéndose el edificio neoclásico que se encuentra junto a él, dedicado al Museo Het Brugse Vrije, dedicado a la historia de la ciudad en el que no os podéis perder su sala Renacentista.

Muelle del Rosario (Rozenhoedkaai)

Rozenhoedkaai-01

Otra de las estampas fotográficas más reconocidas y típicas de Brujas es el Rozenhoedkaai o muelle del Rosario. Es el punto de partida de muchos de los viajes en barca por los canales de Brujas. Aparte de esto, fue aquí donde los vikingos decidieron fundar la ciudad allá por el siglo IX.

Plaza Jan Van Eyck

Plaza-Jan-Van-Eyck

En esta pequeña plaza se alza una escultura representando al pintor, que residió allí hasta su muerte en 1441. Allí está su antigua casa que actualmente es un centro de información a visitantes.

fachada-de-madera casa-estibadores Tolhuis

Frente a la estatua de Van Eyck da comienzo el canal Spiegelrei, muelle principal desde el que los barcos salían hacia el mar atravesando el cercano pueblo de Damme, cuando Brujas era uno de los principales focos comerciales de los Países Bajos.

lonja-01 lonja-02

Esta zona de la ciudad era el centro burgués y financiero, lo que se deduce a través de edificios como el Tolhuis (aduana), donde se cobraban los peajes de entrada a Brujas, o la Logia de los Burgueses, donde los comerciantes extranjeros presentaban sus mercancías a los locales, en cuya fachada podemos buscar el famoso oso de Brujas, presente en el escudo de la ciudad y considerado el primer habitante de la misma.

Molinos de Santa Ana

Molino-Santa-Ana

En los límites de las murallas de Brujas, cuatro molinos se alzan sobre verdes colinas. En el siglo XVI llegaron a ser treinta, pero las innovaciones técnicas y los cambios en la alimentación popular acabaron con ellos a partir del siglo XVIII. El molino Sint-Janshuis (Sint-Janshuismolen), construido en el siglo XVIII,  junto con el molino Koelewei (Koeleweimolen), aún muelen el grano y albergan un pequeño museo.

Otras visitas

Museo de las Patatas Fritas (Frietmuseum)

Si sois amantes de las patatas fritas no debéis perderos este curioso lugar. Emplazado en un edificio que se remonta al siglo XIV, allí podréis degustarlas con sus diferentes salsas, conocer su historia y descubrir por qué las patatas fritas han sido un producto esencial belga a lo largo del tiempo. Podéis adquirir las entradas aquí.

Choco-Story

Y del salado pasamos al dulce. Otro de los productos más característicos de Bélgica es el chocolate y Brujas no iba a ser una excepción. Este «museo» es una alternativa a los lugares turísticos corrientes donde se cuenta la historia del cacao, la transformación del cacao al chocolate y recetas como la que seguían los mayas en la antigüedad. Si sois unos auténticos choco-lovers, ¡¡este es vuestro sitio!! podéis comprar las entradas en este enlace.

Pasear por Steenstraat

Steenstraat es la calle donde se sitúan la mayoría de los comercios de Brujas. Y dado que la ciudad no es muy grande, probablemente veáis todo lo importante en un día o menos, así que podéis dedicar un ratillo a hacer compras o mirar escaparates, aunque lo que abunda son las grandes cadenas de la moda. Lo que más llamó mi atención fue el McDonald’s (sí, habéis leído bien), compitiendo con Oporto por ser el más bonito de los que he visto en mi vida.

mcdonald's

Está emplazado en un edificio de ladrillo del año 1527 que fue la sede del antiguo gremio de zapateros y presenta una decoración en forma de trébol en los ventanales muy particular. Aunque no seáis fans de la comida rápida, bien merece una visita al menos por fuera.

  1. Últimamente aparece mucho Brujas en mi camino…Me ha gustado mucho el recorrido. ¿Para cuánto tiempo recomiendas la visita? ¡Loca me he quedado con el museo de las patatas fritas!! Y el mercado local apuntado, me encanta visitarlos.
    ¡Un abrazo!

  2. Pues será entonces una señal 😉 además los vuelos a Bruselas son bastante baratos (al menos desde Madrid, claro) y se llega tan sólo en una horilla en bus. En un día os da tiempo a ver todo lo imprescindible, dado que el centro histórico es bastante pequeño y está todo bastante cerca. Eso sí, lo único que encontré abierto para cenar más tarde de las 20 a precios inferiores a 30 euros por persona fue el Mcdonalds…

    Un saludo guapa!!

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.