como mejorar tus fotos

Te has cruzado medio mundo para pasar unas agradables vacaciones en Tailandia, o acabas de llegar de tu luna de miel soñada en las Maldivas, y al volver a casa y descargar el contenido de la tarjeta en el ordenador… ¡¡horror!! un brazo cortado, una señora cruzando por delante, una imagen movida… miles de fotos de sitios irrepetibles que van a la papelera de reciclaje.

No vamos a convertirnos de la noche a la mañana en expertos fotógrafos, pero desde aquí queremos apuntar unos cuantos consejos que mejorarán tus fotos de viajes y te ayudarán a petarlo en Instagram.

Enmarca Tu Retrato

 

A veces puede interesarnos, en lugar de rellenar el encuadre sólo con el sujeto retratado, que la escena nos proporcione un «marco» que también ayude a centrar la atención en el sujeto y nos dé profundidad. Es posible que haya una puerta, unas ramas, una ventana, o cualquier otro elemento que actúen como marco para nuestro sujeto. Con estos elementos presentes en la escena, si abrimos un poco más el encuadre, estaremos incluyendo una mayor cantidad de información del enclave en que se realiza la fotografía, pero sin restar importancia al verdadero protagonista de la imagen.

Rellena el Encuadre

 

El archiconocido «fill the frame» es una de las piedras filosofales de la composición fotográfica. Esta regla puede parecer bastante obvia, pero lo cierto es que muchas veces fallamos al aplicarla.

Si queremos contar algo en una foto, ocupemos la mayor parte con ese «algo», asegurándonos que se convierte de este modo en el centro de atención. Además, de este modo eliminamos posibles elementos que resten atención.

Es un fallo demasiado común el querer sacar demasiadas cosas en una única foto. Al final, lo que conseguimos es que no quede demasiado claro qué es lo que queríamos enseñar en nuestra fotografía. Ante la duda de si algo debe salir o no en la foto, mejor quítalo.

 

Coge Ideas de Otros Fotógrafos

 

Un clásico que nunca falla: invierte tiempo viendo retratos de otros fotógrafos, profesionales o aficionados, no importa. Ver las creaciones de otros siempre ayuda para imitar o evolucionar algunas de las propuestas que hayas visto que a otros les funcionan.

Los elementos repetidos

que ver en brihuega

 

La repetición de algún elemento (unos globos, unos pájaros, …), dan un sentido de relación de distintas partes de una imagen. Por ejemplo, una bandada de pájaros pueden estar moviéndose en grupo por el aire, definiendo formas interesantes en el cielo y añadiendo información sobre la dirección de la fotografía.

 

Fotos de Detalles

Mira a tu alrededor y  fíjate en todo aquello que te llame la atención como las fachadas de los edificios, la forma de las farolas, los coches, la gente, y un largo etcétera. Este tipo de fotos es el que te dará más libertad a la hora de ser creativo.

Aprovecha los Colores en los Días de Lluvia

 

Las nubes crean una enorme pantalla de luz que ilumina uniformemente calles y personas, potenciando los colores de la ciudad que resaltan aún más con esos cielos. También podemos jugar con la gente, los paraguas, las gotas o los charcos, convirtiendo tus fotos en algo diferente y divertido.

Busca nuevos puntos de vista

 

 

Esfuérzate por buscar puntos de vista interesantes. Es muy fácil estar quieto en un sitio y empezar a hacer fotos nada más llegar. Muchas veces es tan sencillo como poner la cámara a ras del suelo o buscar una localización más elevada. Tuércete el cuello, agáchate e incluso arrástrate buscando ese encuadre que haga de tu foto algo especial. Y recuerda que una variación, por pequeña que sea, puede tener un gran impacto en tu foto final.

Practica, Practica y Practica

 

Aprovecha la hora azul

callao-madrid-01

¿Qué narices es eso de la hora azul? Pues bien, proviene de la expresión francesa L’Heure Bleue, que se refiere al período del crepúsculo cada mañana y por la noche donde no hay ni luz del día ni la más completa oscuridad. La calidad de la luz en esta hora del día hace que las fotografías salgan con un toque especial.

Por la mañana comienza antes de que salga el sol, minutos antes de que apaguen las luces de las calles; y por la tarde sucede al revés, cuando se esconde el sol y se empiezan a encender las luces de la ciudad hasta que el cielo se ponga completamente negro.

 

Nadie nace siendo un experto. Practica lo que sabes y aprende lo que no dentro de casa, en el parque o dando una vuelta por sitio en el que vives e imagina que estás de visita. Haz todo lo que esté en tu mano para dedicar unas horas o días (cuantos más, mejor) a salir con la cámara o el móvil.

Experimenta y prueba cosas nuevas. No tengas miedo porque lo peor que te puede pasar es que tu foto sea una birria. ¿Y qué? borrado y a seguir adelante, ya saldrá una mejor.

Aunque durante un viaje lo más importante es tu experiencia, ¿no te parece maravilloso tener fotos con las que poder volver a vivir esos momentos? Te ayudarán a recordar qué sentiste cuando estabas ahí, los olores, los sonidos… Una gran foto puede hacerte viajar en el tiempo y mantener frescos los recuerdos de esas increíbles aventuras. Y al mismo tiempo son una fuente de inspiración para aquellos que las ven.

    • Totalmente de acuerdo bitacoracuyana, es una manera muy especial de recordar momentos especiales en los viajes y en la vida en general. Espero que os haya ayudado un poquito ? os seguiremos también. Un saludo!!

  1. Buenos consejos.
    Yo añadiría los de aprovechar la luz del amanecer y la hora azul del atardecer en fotografía general y el de fotografiar la vida cotidiana en la fotografía de viajes en particular…éste último suele olvidarse y solo fotografiamos lugares famosos o paisajes (y yo el primero)
    Un saludo y muchas gracias

    • Totalmente de acuerdo Iñaki, yo también me incluyo entre los que se dedican más a los paisajes que a las personas, tendré que ponerme a ello!! Muchas gracias por tus consejos y tu comentario 🙂

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.